Etiquetado: publicidad

veintiún gramos y doscientos metros

Dicen que el alma pesa 21 gramos

¿conoces la distancia entre la realidad y la ficción?

200 metros

A. Centro de salud Alameda. Un dia cualquiera. Sala 3

B. Ministerio de sanidad y no se cuantas cosas más. 10 de diciembre. Campaña ‘Con responsabilidad, ganamos en salud’.

e-David contra Goliat

Efectivamente el pequeño David electrónico, personalizado por un  médico de familia radicado en Plasencia, ha podido esta vez, una vez más, con Goliat. Un gigante creado por un laboratorio farmacéutico, vestido por un gabinete de comunicación y arropado con la colaboración  cómplice de organizaciones sanitarias, médicos y periodistas. La campaña de Sensibilización de la Importancia del Dolor, ha reproducido una de tantas campañas que se dan últimamente en el panorama sanitario español cuyo objetivo final es la promoción de un determinado medicamento. Siguen un modelo ya clásico, que nace en la  imposibilidad de publicidad directa al consumidor, la creatividad exitosa de los nuevos publicistas y el agotamiento de los canales de comunicación directa con el médico.

Más o menos funciona así: se busca el problema y el presunto objetivo que van desde el dolor a la hidratación, pasando por el cáncer de cérvix o la salud ósea. Se realiza una campaña  general destinada a profesionales, políticos, público general o periodistas (o a todos a la vez), en la que figura una asociación, fundación, liga  o similar relacionada con el tema – antigua o creada adhoc-. La que en verdad paga, es la industria farmacéutica o el grupo de presión que corresponda. En esta campaña  se exalta de forma genérica la importancia del problema mediante libros blancos, experto(s),  premios periodísticos y científicos, jornadas, etc.  Se incluyen exageraciones del problema, referencias a lo mal que se hace -por supuesto en atención primaria- y se crea la necesidad imperiosa de encontrar una solución. La solución aparece después en forma de medicamento, tecnología diagnóstica, yogurt con bifidus o agua embotellada, en una promoción distinta pero íntimamente relacionada.

Los protagonistas de estas historias denunciadas en este y otros blogs, son tres: la industria, los gabinetes de comunicación y los profesionales. En ese último grupo se incluye médicos expertos con intereses a veces no muy confesables, pero también asociaciones de pacientes “profesionales”, atolondrados médicos y periodistas que recogen el papel de pringaillos difusores del mensaje, y a veces la administración que hace de panoli garante de unos intereses contrarios al bien público. En mi opinión los malos, o los peores, de la película son los profesionales colaboradores interesados pero eso ya es otro asunto.

Pero esta vez la cosa ha sido distinta, gracias a Internet y un médico de familia respondón, un periódico de tirada nacional e influencia- EL PAÍS–  ha sacado a la luz este tipo de maniobras y en concreto el entramado de una de estas campañas, que llevaba un tiempo promocionándose en medios profesionales y que se situaba en la fase final de aparición del producto solución. La Plataforma Sin Dolor y la campaña de Sensibilización de la Importancia del Dolor cumple todos los requisitos comentados más arriba -incluido el insulto a la atención primaria- y algunos más (lo del dolor y sus especialistas es digno de estudio)

Bien es verdad que se han utilizado vías de comunicación tan antiguas como las cartas al director y que se ha contado de forma inesperada con la sensibilidad de la defensora del lector especializada en temas sanitarios,  pero también que sin Internet y el poder que da a los pequeños nunca se hubiera producido tan desigual batalla y mucho menos se hubiera ganado.

Parafraseándo el lema de la infausta campaña “Cada dolor tiene su historia, EVAlúalo” podriamos decir “Cada campaña relacionada con la salud tiene  sus (dos) historias: una confesable y otra no tanto ¡COÑO…celas!

Enhorabuena Enrique.

confieso mi inocencia

marketing social

Guión del capitulo 19, temporada 4 titulado Palabros (Bad words) de la serie de televisión CSI, emitida en España por Telecinco

[FRONT YARD – NIGHT – CONTINUOUS]

(NICK faces the crowd and takes photos of the curious onlookers.)

NICK: Thanks a lot.

(He snaps more photos, then puts the camera down.)

NICK: Okay, folks, any information you feel like you may have…

(MARTHA JAMES taps NICK on his shoulder.)

MARTHA JAMES: How am I going to get my fosamax?

NICK: Oh, well, I’ll make sure you have your medications by breakfast, okay?
You’re going to be all right. Everything’s okay.

(A FIREMAN appears and pulls MARTHA JAMES off to the side.)

NICK: This man will take care of you, okay?

————————————————————————————–