Primum non nocere 2019

Primum non nocere 2019

Desde octubre de 2003. Decano de los blogs sanitarios en español. Blog de medicina, atención primaria y mucho más….. o mucho menos.

Puede desplazar la barra utilizando las teclas y

no habrá publicidad de medicamentos

7 marzo 2011 7 Comentarios

La semana pasada tuve la grata ocupación de moderar una mesa de las II Jornadas Farmacríticxs en Madrid. En ellas una de las ponentes Mª Carmen Puerta nos aclaro con brillantez la situación actual de la publicidad dirigida al consumidor de medicamentos de prescripción en la Comunidad Europea. Como quiera que se han dado informaciones contradictorias en la blogosfera, le pedí que me hiciera un breve resumen para publicarlo en el blog. En ese texto se aclara que la publicidad sobre medicamentos no esta permitida ni es probable que se apruebe a corto y medio plazo- El texto completo se expone a continuación:

Situación en Europa sobre la información de medicamentos de prescripción al público (marzo 2011)

por Maria del Carmen Puerta Fernandez.

La legislación europea sobre medicamentos (Directiva 2001/83) prohíbe la publicidad de medicamentos con receta al público.
Desde hace unos años, en Europa se está discutiendo la modificación de esta Directiva en lo relativo a la información de medicamentos de prescripción a los ciudadanos europeos, tras haber sido rechazada en 2002 por el Parlamento la propuesta de la Comisión Europea de permitir la publicidad de medicamentos con receta para tres enfermedades: asma, SIDA y Diabetes.

En los países en los que se permite la publicidad de medicamentos con receta al público (EEUU – no financiados – y Nueva Zelanda – financiados -), se han estudiado los efectos de la misma, resultando ser negativos en su mayoría:

  • sobre los pacientes: aumentan las inquietudes sobre su estado de salud y se crean expectativas exageradas, se favorece la medicación innecesaria en grupos de población sanos, se induce la solicitud de medicamentos que no son los más adecuados para su salud (la publicidad exagera eficacia y minimiza riesgos), carecen de información comparativa sobre las opciones de tratamiento disponibles.
  • sobre los profesionales: aumenta la presión para la prescripción de los medicamentos publicitados, se afecta la relación médico-paciente.
  • sobre el sistema sanitario: aumentan las prescripciones de medicamentos de mayor coste y que presentan una relación beneficio/riesgo peor establecida, etc.

Estos efectos también los tendría una información que resultara ser publicidad encubierta, por lo que hay que establecer de forma clara la diferencia entre información y publicidad.

(más…)

A %d blogueros les gusta esto: